lunes, junio 14, 2021
spot_img
InicioLo más cerveceroEL LÚPULO Y LA CERVEZA

EL LÚPULO Y LA CERVEZA

El lúpulo es un ingrediente indispensable para la elaboración de cerveza, porque aporta amargor y el aroma característico. Una vez que las flores se han secado se extrae la lupilina, que es lo que se utiliza para conseguir ese aroma y sabor.

El lúpulo es una planta trepadora y de este se sacan las flores femeninas. Estas flores se agrupan en conos, que se concentran en unas glándulas que contienen una resina de color amarillo, que es lo que se llama lupilina. Si bien es cierto, contiene aceites esenciales que son los que aportan el sabor y aroma a la cerveza.

Pellets

Una vez cosechado el lúpulo, la flor es lo que se separa para dejarla secar al aire para que genere menos humedad. Asimismo cuando supera los controles de calidad se transporta en pellets (pequeño conos de lúpulo, que se elaboran pulverizando las flores y prensándolas) y se envasa para que se conserve mejor.

Existe una gran variedad de lúpulo que se utiliza para la elaboración de cerveza. Los primeros países en empezar a usar este ingrediente fueron Bélgica en el siglo VII, para la elaboración de la cerveza de abadía y Alemania también en Europa. Pero fuera de Europa tenemos EE.UU y China. Sin embargo, a España llegó en la Edad Media. El lúpulo en su origen tenía efectos sedantes y antisépticos contra bacterias. Incluso los romanos llegaron a usarlo para cocinar. Además de esto podemos decir que influye en la espuma para que sea más sólida y durable, y más fresca.

Tipos de lúpulo

Se dice que el secreto de una buena cerveza está en el lúpulo. Sin embargo la cantidad del mismo depende de la receta. Esta planta es de la familia cannabaceae como la marihuana. En el siglo XVII se volvió tan popular, que no se concebía una cerveza sin este ingrediente. Entre los lúpulos más comunes encontramos:

  • Lúpulo Cascade: aporta aromas y sabores cítricos y florales.
  • Lúpulos Nobles: son de origen alemán y aportan notas florales y herbáceas.
  • Lúpulo Galaxy: es de origen australiano. Es más exóticos, afrutado y suave.
  • Lúpulo Centennial: es de tipo americano y podemos encontrarlo en Washington. Además de esto es más cítrico. De ahí que sea más ácido. Pero a veces puede dar alguna nota herbácea en el sabor final muy ligero.
  • Lúpulo Mosaic: es uno de los más populares del mercado. También como el anterior, su cultivo procede de Washington. Suele usarse en la elaboración de la cerveza IPA, porque es más terroso y tiene notas herbáceas y tropicales.
  • Lúpulo Willamette: otro de los lúpulos americanos. Pero este es mucho más fresco y más aromático. Podemos encontrar aromas a hierba, flores y frutas.
  • Lúpulo Citra: aporta un toque dulce y fresco y al mismo tiempo notas afrutadas cítricas y tropicales. Por ejemplo lima o fruta de la pasión.
  • Lúpulo Chinook: es mucho más sabroso y más complejo, ya que su aporte es más intenso porque tiene notas a pino o también ahumadas. Por tanto tiene más personalidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here