martes, agosto 16, 2022
spot_img
InicioCrónicas de conciertosCRÓNICA DE BRUTUS' DAUGTHERS+JOSETXU PIPERRAK AND THE RIBER ROCK BAND

CRÓNICA DE BRUTUS’ DAUGTHERS+JOSETXU PIPERRAK AND THE RIBER ROCK BAND

Quién iba a decir hace diez años, cuando Josetxu volvió a los escenarios con Piperrak, después de nueve desde su disolución, que seguiría “malogrando mentes” (como decía mi viejo cuando les escuchaba de crío). Pero así es, el pasado 22 de Abril, actuó en la sala Penélepe de Madrid con su nueva banda: Josetxu Piperrak and the Riber Rock Band. Por si fuera poco no venían solos, la banda local de Celtic Punk, Brutus’ Daugthers, fue la elegida por los Ribereños para acompañarles en su paso por Madrid.

Sobre el escenario, Rebe en el sillín de la batería, Xipla con su falda escocesa y su gaita, Pablo, Diego y Lorena a las cuerdas, con guitarra, bajo y violín respectivamente, empezaron a tocar “Hueso y Madera”, intro y nombre del nuevo disco que presentaba Brutus Daugthers aquella noche. Sin pausa, enlazaron con “Verdugo”, incluida en el mismo álbum. En ese momento entró en escena Alejandra, cerrando así la formación y transmitiéndonos su mensaje en contra del machismo en esta canción en particular, y contra la injusticia social como temática general. De “Hueso y Madera” tocaron todas, entre ellas “Carretera”, una de las que más nos gustaron. En “A lo lejos” y “Unidad” destaca cómo se alternan la gaita y el violín. “Cárcel” es una gran canción, con una letra anticapitalista y “Brazen” la más tranquila y la única en inglés del disco. La otra mitad del tiempo del directo, la dedicaron a sus anteriores discos, con temas muy animados como “Raising”, que vino seguida de un solo de gaita y batería, y “Time Has Gone By” con un sonido más clásico dentro del punk. Estas últimas fueron de las pocas que interpretaron en inglés, pese a que en su repertorio tienen mucha más presencia. Para finalizar sonaron “Ciudad de las alturas”, dedicada a Madrid, y por último “Hermandad de la costa”, una canción que me transmite la misma energía que los Elektroduendes.

Josetxu Piperrak and the Riber Rock Band es un grupo con una idea originaria que dista de la realidad, debido a que querían formar una banda con temas propios. Sin embargo, la demanda de canciones de la antigua banda de Josetxu, les sacó del local antes de meterse a grabar. El directo comenzó con un buen repaso de la discografía de Piperrak: “Odio”, “Demokratzia” y “Ke Le Voy A Hacer”, lo que enganchó al embriagado público y provocó un sin fin de empujones, saltos y pogos, junto con alguna intrusión al escenario, que a medida del transcurso del show se volvió más frecuente. En la intensa batalla que se generó, pudimos escuchar también temas inéditos, como “David”, más rockero que los temas de Piperrak, “Palos Txikos”, una canción en la que se notaba que era propia por la frescura en su ejecución, como ocurría con el resto de las nuevas. En el concierto se formó un clima idóneo. Aparte del fervor en la pista, sobre el escenario, el intenso humo y el reflejo de los focos en el mismo, junto con las canciones calcadas de Piperrak, seguro que a más de uno, le hizo rememorar grandes noches en festivales y salas. No se echó en falta ninguna: también sonaron “San Fermin”, “Beste Biktima Bat” y “Kualkier Día”. Por último, para despedirnos volvimos a soñar con ella “Enamorado de una Botella”.

Sin duda dos bandas que van seguir electrificando nuestro nervio acústico, esperamos impacientes a que Josetxu y compañía empiecen a quemar compactos con el láser y deseamos “Hueso y Madera” tenga una buenísima acogida, tal y como se merece.

Crónica por: Willy Copa.
Fotos por: Sarri

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí