El pasado 4 de agosto Madrid acogió con fuerza a los uruguayos La Vela Puerca en la conocida sala Penélope con motivo de la celebración de su 20 Aniversario.

8V7A8596d

Abriendo la noche se encontraba Iratxo en versión acústico, donde interpretó algunos de sus mejores éxitos donde sobretodo destacaba la rumba. Iniciaba su espectáculo y sobre un taburete se encontraba él, Juanma Cifuentes con su guitarra haciéndonos participes de su música. Se entregó en puño y letra y el escenario lo tomó como suyo. Era un momento intimo pero sincero, como si estuviera en su habitación pero a la vez compartiendo sus melodías con todos nosotros. Y si bien es cierto, tuvo momentos para todo, para compartir para recordar y para disfrutar. Tanto es así, que nos hizo saber que estaba orgulloso de la oportunidad que le habían brindado, poder compartir escenario con La Vela Puerca y sobretodo, ser el quien abriese esta noche tan especial que se presentaba. Y con unas palabras demostró su agradecimiento y se le veía tan ilusionado, que quería hacernos participe de ello. Antes de comenzar con la primera canción saludó a todo aquel que estaba debajo del escenario. Y ya por fin iniciaba «No Me Da La Gana», arrancaba el concierto y su momento de gloria. Todo le nacía de dentro con una energía que transmitía mucho ritmo. Seguidamente llegaba «Mi Trigal», donde le vimos de pie con su guitarra y el público como se animaba con esta rumba. Ya en la parte final volvía nuevamente a su taburete. Después llegaba una que empezaba siendo más lenta, «Ladrando a la Pared». Poco a poco fue cogiendo más vida hasta convertiste en una melodía más bailable. «Si Tú Supieras» otra de las baladas que no podía faltar, que sin duda hizo recordar a Patricia San Martín, violinista de Celtibeerian, quien colabora en la versión en CD. Sin duda una de las letras más bonitas de todo su repertorio. Según nos contaba, Sebastián Teyseras apodado «El Enano» no pudo finalmente colaborar en «Podar el Rosal», uno de los temas que forman La Última Bala y donde allí esta presente su colaboración. Por lo tanto, quiso dedicárselo a Sebas. Y para despedirse escogió «Hay Luz» que según nos contaba, una chica que murió de cáncer la escogió para despedirse. Pero ella antes de morir, dejó un mensaje que quiso que sus padres le hicieran llegar a Juanma. Después de hacernos participes de esta historia, llegaron los agradecimientos al público y entre medias, algo que me sorprendió mucho. Pidió al respetable que hicieran un pogo, lo que logró conseguir y la primera vez que lo vemos en un concierto en acústico. Finalmente se despedía dejándonos muy buenas sensaciones a todos.

8V7A8711d

Después asomaba por la puerta grande el plato fuerte. Llegaban ellos, La Vela Puerca. Consiguieron hacerse con el escenario y contagiar a más de uno. Entre el público pudimos ver como muchos de los asistentes eran uruguayos. Tanto es así, que se vio en las primeras filas una bandera de Uruguay. Agradecidos como ellos solo, salían relucientes con los suyos a celebrar sus 20 años. Para la ocasión escogieron sus mejores éxitos, los que han formado parte de toda su trayectoria. Nada más empezar las primeras notas de «Por La Ciudad» los allí presentes comenzaron a cantar sin cesar. Ya de entrada se veía los ánimos que habían esa noche, Sebas Cebreiro (voz) se encontraba bien activo, ya se se le veía moverse. Además pasó a ser la cara más visible. Si bien es cierto, que sus canciones tienen mucha melodía, pero además de eso están mezcladas de Rock, Funk, Rock and Roll y algunos otros ritmos como el Ska, lo que llenan de vida sus directos. Con la llegada de «Va A Escampar», Itatxo vuelve a escena para colaborar con ellos, siendo así el único momento de colaboraciones de todo el concierto. Y siguiendo con la misma tónica que iba teniendo el concierto, seguían enganchando sin cesar con sus ritmos más latinos y rockeros, donde las guitarras ganaban fuerza y sin duda vuelven más contundentes y enganchan más. Además cuentan con un destacado momento instrumental que consigue apoderarse del tema. Y seguidamente llegaba «Hoy», la cual llevaban tiempo sin tocar ofreciendo un sonido más acústico, donde Sebas Teyseras se encontraba solo frente a su guitarra acústica. Sin embargo, con «La Teoría» los acordes de bajo ganan más fuerza y presencia y un teclista que contagiado por los ritmos pegadizos en la parte del final, no pudo dejar de saltar. Por otra parte, «Mi Semilla» fue de las más acogidas. Pues sin duda, querían cantar con su público. Y aquí no terminó todo, ya que las buenas energías y vibraciones fueron las que se apoderaron de toda la noche. Los allí presentes parecía que tenían ganas de más. Pues todos se fueron agitando y moviendo las caderas de más en más y eso hizo que el nivel de expectación subiera entre los asistentes. La noche se estaba terminando y con «El Viejo»  Sebas Cebreiro acercó el micro a un espectador de la primera fila con buenos resultados. Se marcharon con José Sabía, donde al escenario solo se encontraba Sebas Teyseras a la guitarra acústica y en mitad de esta, llegó Nicolás Lieutier con su bajo a poner un poco más garra a este final.

Crónica por: Gloria A.B
Fotos por: Mikel Masa

 

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here